El fenómeno Tecnobrega

El fenómeno antes bastardeado, forma parte de una contracultura que crece sin la ayuda de sellos o multinacionales y que será el gran destacado del evento más importante de la escena electrónica contemporánea.

Techno cheesytechno kitsch o incluso tecno flaite podrían ser algunas de las variables al término “Tecnobrega”, pero ninguna trasmitiría la real esencia de este género musical que crece, y se expande, a los márgenes de la industria cultural tradicional brasilera. Continue reading →

Escucha el disco de Big Nils

Big-Nils
Hoy se está hablando mucho de Sonic Youth por su regreso a Chile, pero la verdad es que ya no sorprende la noticia -esto de los festivales se va acercando cada vez más al decadente Festival de Viña-. Lo que sí quería compartir no es mi desilusión sino el disco de Big Nils, la banda de Coco Gordon Moore, hija de Thurston y Kim.
Sibling me recuerda demasiado esa sensación que tuve al escuchar a Sonic Youth por primera vez, hasta me dio un pequeño escalofrío con el parecido de la voz de Coco con la de Kim, fue como un deja vú. De verdad es como viajar en el tiempo.
Se ve que Coco es fan de sus papás porque es evidente la influencia de Evol en el debut de Big Nils.

Gil Scott Heron (1946 – 2011)

4316679

“La vida y carrera de Scott-Heron fue un poco como sus famosas letras, un artista que revolucionó la música negra. Scott-Heron nunca fue una celebridad o popular. Nunca apareció demasiado en la televisión. Pero sus poesías musicalizadas, sus retratos realistas y contundentes de las dificultades del gueto, hicieron de él un reconocido pionero del rap. Sin olvidar que sus canciones fueron sampleadas hasta el cansancio por artistas hip hop, desde Kanye West a De La Soul, y de Common a 2Pac.”

Jamie Byng editor de Gil Scott Heron.

Push the button (como aniquilar a un anti-ecologista)

Es de público conocimiento que los ingleses tienen un delirio casi tan extraordinario como los japoneses y la prueba está en esta campaña publicitaria bien gore que vaya que ha causado polémicas. Al comienzo causa cierta impresión pero después resulta muy gracioso, sobre todo el final con la agente Scully.
Estás avisado, si no colaboras para frenar el cambio climático te aniquilamos.

Las Burka Babes

Peter de Wit es un dibujante holándes que siempre veía pasar una mujer con burka, cargada con bolsas del supermercado mientras trabajaba en el diario Volkskrant. Y no se le ocurrió mejor idea que retratar, con mucha ironia y acidez, la vida cotidiana de estas mujeres que están forzadas a llevar el burka.

Frente a los reproches, De Wit aclara que Burka Babes, intenta sacar lo mejor de esta situación sin caer en críticas a la política y a la cultura de los países árabes pero sí a la falta de identidad de esas mujeres sin rostro.

“No creo que las tiras tengan un mensaje y además, no soy un dibujante político. ‘The Burka Babes’ retrata a musulmanas con burka que hablan de las cosas de las que hablan el resto de mujeres como el sexo, los hombres, la moda, la crianza de los niños…. Ellas tienen opiniones fuertes sobre la prisión en la que viven: el burka y la religión, una invención de los hombres”

– Are you forward to spring as much as I am? / – I don´t know. I d´have to ask my husband first.
En Holanda sigue latente el caso del político Pim Fortuyn y el cineasta Theo Van Gogh, asesinados por hacer público su discurso islamófobico, De Wit en cambio asegura que nunca ha sufrido amenazas por su trabajo y que no dedica sus historietas a criticar al islam o al fundamentalismo religioso ya que de hacerlo la gente ya se habría cansado.

¡Mark Zuckerberg paga lo que debes!

Pues bien, en Facebook ya contamos con un sindicato que defiende nuestros derechos laborales, porque si usted no estaba al tanto entérese: trabajamos para la red social más importante del mundo y sin cobrar un peso. Así es, porque según Richard Buchanand creador del grupo Facebook Users’ Union “somos el producto y el servicio”, el cual costeamos mediante micropagos de información personal. Vaya novedad, cómo si ya no supiéramos que todos nos sacan información y que generamos ganancias que nunca vemos. Pero sigamos la idea del creativo publicitario.

La Unión -que supera los mil quinientos miembros- pretende convertirse en un  movimiento más que en una campaña de fuerza porque claro, ninguno se anima a armar una barricada con consignas como “Reduzcamos la jornada laboral” o “Paro de 24hs” que aplicado a Facebook sería el equivalente a armar esos grupos extintos que proponían cerrar tu cuenta por un día.

“Puede ser una cantidad chica, pero llega a ser muy alta cuando se multiplica por quinientos millones. Es por eso que pienso que los usuarios debemos tener voz y voto respecto de la forma en que distribuyen las ganancias. Tendríamos que poder donar parte de esa suma anual a buenas causas.”

Un iluso este Buchanan, primero pretende que Mark Zuckerberg nos pague (“sería maravilloso que Facebook comprara el contenido de los usuarios. Eso es lo que exige la Unión”) y después que compartamos ganancias (“pero el dinero iría a una buena causa en lugar de al usuario. Es una forma benévola de compartir ganancias”). 

El Moyano ingles y su Unión: Facebook Users’ Union

The XX gana el Mercury Price

The XX son los más recientes ganadores del prestigioso Mercury Prize por su álbum debut editado el año pasado por el sello XL. La banda se suma así a la lista de premiados en ediciones anteriores como Artic Monkeys, Elbow, Bat for Lashes y Klaxons quienes también obtuvieron el galardón a Mejor Banda Inglesa junto a un cheque de 20 mil libras que, en el caso de The XX será destinado a la construcción de su propio estudio de grabación.

Harmony Korine traslada su universo trash a la moda

proenza

De relato y estética trash distintiva, Harmony Korine se carateriza por explorar a la peor escoria de la sociedad norteamericana con personajes oscuros e historias polémicas como Kids.

Algunos de sus tantos admiradores, los creadores de la firma Proenza Schouler estaban deseosos de trabajar con Korine y trasladar ese universo a su propia colección. El resultado: “Act Da Fool”. Cortometraje filmado en el vecindario de Korine y que narra la historia de cinco “chicas que duermen en coches abandonados y pintan grafittis en las paredes; acerca de las cosas fantásticas de la vida, estrellas en el cielo y litros de licor de malta”. 

Según cuenta Korine, el corto está inspirado en la vida de las mismas protagonistas (conocidas suyas de sus años escolares) con un pasado bien trash en el que formaban parte de una pandilla de delincuentes pirómanas muy “hardcore” y que dormían en una casita en el  árbol. Obviamente él las amaba.